RINCÓN DE JUDIONES DE LA SIERRA NORTE

Descendiente del judión segoviano de La Granja, esta legumbre blanca y de gran tamaño con forma de riñón tiene su propia personalidad en la Sierra Norte de Madrid, donde se cultivan en terrazas protegidas del frío, situadas a unos 1.000 m de altitud, con aguas de alta calidad. Según el Instituto para la Investigación y Desarrollo Rural, Agrario y Alimentario (IMIDRA) hay 48 variedades locales de judías, recolectadas siempre a mano. En la actualidad, sólo se siembran en 42 ha, la mayor parte para autoconsumo.

Los judiones que se cosechan en la llamada Sierra Pobre, especialmente en las cercanías de Montejo de la Sierra, tienen una vaina de unos 11,5 cm de longitud y, además, en la mitad de los casos presentan una media de cinco semillas por vaina. “Con quince judiones tienes el plato”, reza un dicho popular del propio Montejo, donde estas alubias se cocinan acompañadas por mollejas o por carne de secreto ibérico. También es típico comerlas con chorizo, tocino y morcilla. Al gusto son tersas, muy jugosas y finas.

Es fuente de proteínas de origen vegetal, hidratos de carbono complejos y fibra. Como alimento tiene un contenido muy bajo en grasa y destaca su concentración de minerales, sobre todo calcio, hierro, magnesio, potasio, zinc y fósforo. Al combinar su proteína con la de los cereales se obtiene una de mejor calidad, comparable a las de las carnes, con un alto valor biológico.

Horcajo - Aoslos

Somos un municipio de la provincia y Comunidad de Madrid, situado en el Valle Medio del Lozoya de la Sierra Norte de Madrid

Ver todos los mensajes

Publicaciones Relacionadas

Déjanos un comentario

Debes estar conectado para publicar un comentario.